Yo fui presa de Franco

Yo fui presa de Franco
El libro 'Yo fui presa de Franco' recoge la historia de 151 mujeres burgalesas encarceladas en la Guerra Civil". La obra esta basada en un trabajo de investigación de Fernando Cardero Azofra y Fernando Cardero Elso

Dentro del objetivo de la publicación de este libro, es pretender un reconocimiento a las mujeres de nuestra ciudad y provincia, que sufrieron los inconvenientes de la existencia de un Guerra Civil en España en el año 1936. Escribir sobre esta desgraciada y terrible historia por primera vez, pues apenas ha existido constancia de un relato una mención hacía un gran número de mujeres burgalesas que sufrieron en silencio, castigos, oprobios, malos tratos, separación de sus seres queridos, hambre, dolor, en horrendas prisiones, unas por defender su creencias y otras simplemente por ser madres, esposas, hijas o parientes de personas de izquierdas.




La presencia de las mujeres ha sido omitida, su sufrimiento ha sido olvidado por razones no necesariamente naturales ni causales, lo que debieron sufrir y padecer en estos años de guerra y de posguerra debe de conocerse y así mismo reivindicar las humillaciones que sufrieron por pertenecer al bando perdedor, resulta una obligación moral.

El esfuerzo por rescatar del silencio y del olvido a estas mujeres que sufrieron estoicamente el horror de una guerra, no solo en ellas, sino en los miembros de su familia, nos debe servir para recuperar de alguna forma nuestra memoria histórica.

Nuestra pretensión al publicar estos hechos es, ni más ni menos, que poder sacar a la luz lo que mujeres burgalesas sufrieron impunemente, viendo como morían fusilados sus maridos, sus hijos, encarcelados sus padres, sus hijos pequeños viviendo en cárceles, queremos que este horror sirva entre otras razones para conocer las condiciones y avatares en que transcurrió la vida de estas mujeres durante muchos años y nos sirva de enseñanza para desarrollar un futuro donde prime la igualdad, la no discriminación, el respeto a las personas al margen de cualquier ideología, raza o creencia.

Este es un libro de mujeres. Hemos querido hacerlo así porque no han disfrutado de oportunidades a lo largo de esos sesenta años, tiempo donde no pudieron expresar su palabra, escribir sobre ellas mismas, relatar sus propias experiencias, dar a conocer sus sufrimientos. Este libro pretende recuperar la memoria perdida de varios cientos de mujeres, que sufrieron los avatares de unos sucesos históricos que por desgracia les toco vivir y que, sin duda, en ningún momento quisieron, no es que no estén presentes, es que ni siquiera han sido nombradas, y alguien innombrado es un sujeto anónimo, sin pasado y sin presente.

Este libro es un desfile silencioso del relato de unos hechos, donde las modelos son estas mujeres que sufrieron, privaciones, dolor, cárcel, hambre, violaciones, terror, tortura y en muchos casos la muerte.

Hemos pretendido efectuar un estudio sobre datos fidedignos, recogidos del archivo de la Prisión Central de Burgos, y consultado los expedientes procesales correspondientes a la antigua Cárcel Provincial de Burgos. En este establecimiento estuvieron presas las mujeres de la ciudad y de provincia a consecuencia de los procesos sumariales a que se vieron sometidas durante los años de la Guerra Civil española y posteriormente muchas de ellas fueron a dar con sus huesos a otras prisiones del territorio nacional.

El estudio de estos expedientes, nos servirá de base para confeccionar el libro. Efectuamos un relato de cada una de estas presas donde consta, el nombre y apellidos, lugar de nacimiento, estado civil, número de hijos, residencia en el momento de su detención, su edad, su profesión. el día que tuvo lugar de su apresamiento, la fuerza fascista que lo produjo, señas particulares, número de la causa, tiempo que permaneció en prisión, en muchos de los casos el motivo del encarcelamiento, las vicisitudes que sufrió durante el tiempo que permaneció en prisión no solo en la cárcel provincial, sino en otras cárceles del territorio nacional donde fueron trasladadas para cumplir la condena impuesta. A todas ellas queremos dedicar este libro.

Del estudio de los expedientes procesales, aún a sabiendas de la posibilidad de que falten algunos nombres, hemos estudiado los correspondientes a 178 mujeres de diferentes municipios de la provincia y de la capital

Así de la ciudad de Burgos, cuarenta y seis mujeres sufrieron por diferentes causas y periodos las penuria de sufrir prisión.

La zona del Valle de Mena, al no aceptar el movimiento sedicioso y encontrarse encalvado en Valle en las operaciones de guerra del llamado frente Norte, fue una zona donde se produjo y sufrió la represión con más dureza. En el conjunto del Valle fueron detenidas y encarceladas catorce mujeres, que habitaban en las diferentes entidades locales que configuran administrativamente el Valle de Mena.

Le siguen en número de detenciones, la Villa de Miranda de Ebro con trece mujeres, que por diferentes causas sufrieron juicios sumarísimos y fueron encarceladas en diversas prisiones de mujeres y durante varios años.

En Arija donde el enfrentamiento entre los obreros de la fábrica y las fuerzas de la Guardia civil, ocasionó numerosas detenciones, fue otro de los lugares donde más mujeres fueron represaliadas y detenidas, hasta un total de once.

Las zonas de Espinosa de los Monteros y la Merindad de Sotoscueva, sufrieron la represión, fueron zonas que durante un tiempo permanecieron fieles a la República y una vez conquistadas y rendidas a los ejércitos del general Dávila, que comandaba el ejército del Norte se produjeron denuncias, odios de unos vecinos contra otros que dieron lugar a que en Espinosa se detuvieran a ocho mujeres y entre los concejos que constituyen la Merindad y municipios adyacentes, como Soncillo, Villabascones, Quintana los Prados, Bezana, etc. fueron quince las mujeres detenidas y puestas a disposición de las autoridades militares que las juzgaron y condenaron a penas muy severas.

Yo fui presa de FrancoEn la zona de la Sierra, se registran dos detenciones, una en Palacios de la Sierra y otra en Regumiel de la Sierra.

En la comarca de Lerma, las detenciones se produjeron en varias localidades de la zona, Pampliega, Vilaquiran de los Infantes, Quintanilla la Mata, Mecerreyes, Quintanilla del Agua, Los Balbases y en la propia Lerma un total de doce mujeres fueron detenidas y juzgadas.

En la comarca de la Bureba, se procedió a efectuar detenciones en los siguientes municipios: Briviesca, Berzosa de Bureba, Quintanavides, Oña, Poza de la Sal, Hermosilla, Terminón. La totalidad de detenidas y juzgadas en Consejo de Guerra Sumarísimo fue de siete.

En la parte de Salas de los Infantes, se procedió a detener a dos mujeres una en el propio Salas y otra en la localidad de Retuerta.

Entre Aranda de Duero y Roa, se detuvieron en Aranda a dos , en Roa , Peñalva de Castro, y Olmedillo de Roa, una en cada municipio y en Peñaranda de Duero, dos mujeres fueron presas por la Guardia Civil.

En Cerezo de Río Tirón y en Barcenillas de Cerezo, fueron detenidas cuatro en Cerezo y una en Barcenillas.

En la parte de Medina de Pomar, principalmente en esta localidad, se procedió a la detención de tres mujeres y dos en Nocedo.

La zona Oeste de la provincia, fue una donde se procedió al mayor número detenciones, sino en personas, si en localidades. Se detuvo a mujeres en Villadiego, Melgar, Castromorca. Villanueva la Sombría, Yudego, Villasandino, Herrera de Caderechas, Villahizán de Treviño, Hormaza, Hontangas, Quintana de Valdelucio, Sasamón . Con un total de catorce mujeres.

En municipios como Quintanilla Escalada se detuvieron a cuatro mujeres. En Orbaneja del Castillo, tres, en Sargentes de la Lora , otras tres., en Belorado una, en la pedanía de Rozas de Valdeporres se detuvieron a tres.








Yo fui presa de Franco
  • Comenta con Blogger
  • Comenta con Facebook
Top