El oscuro pasado que 'esconde' el candidato de Ciudadanos

El oscuro pasado que 'esconde' el candidato de Ciudadanos
Con motivo de las elecciones del próximo 26 de junio, Ciudadanos arranca una campaña con la que nuevamente pretende presentar a Albert Rivera como un centrista capaz de negociar a izquierda y derecha para tejer consensos en beneficio del país. Una imagen muy alejada de los comienzos políticos y mediáticos del dirigente que ahora se presenta como un hombre de Estado.





El origen de Ciudadanos

Ciutadans, que ésta fue su primera denominación, nació poco después del tripartito presidido por Pasqual Maragall y en parte como consecuencia del Estatut. Entonces, fue presentado como un partido laicista y progresista, aunque desde el principio lo bendijeron periodistas como Federico Jiménez Losantos y Pedro J. Ramírez, mientras lo apoyaban sin disimulo muchos políticos del PP y la propia Rosa Díez, quien llegó a actuar de madrina en el acto fundacional del partido.

Fue en los comicios autonómicos que condujeron a José Montilla a la presidencia de la Generalitat -celebrados el 16 de septiembre de 2006-, cuando el candidato Rivera se dio a conocer gracias a una foto provocadora en la que salía desnudo. Una campaña con la que rompió moldes y que aúpo a su formación política a obtener tres escaños y un total de 89.840 votos en toda Cataluña.

Su salto a los medios…

A raíz de su salto a la primera línea política, Rivera empezó a convertirse en un rostro habitual de las tertulias políticas. El primer plató televisivo al que Albert Rivera empezó a acudir con cierta asiduidad fue el de Canal Català, televisión del empresario italiano Nicola Pedrazzoli en la que eran tertulianos habituales personas como Josep Anglada, de la xenófoba Plataforma X Catalunya, antiguo militante de Fuerza Nueva y discípulo de Blas Piñar, o Rafael López Diéguez, secretario del partido Alternativa Española, franquista y yerno del anteriormente citado Piñar. Al lado de ellos, acudían cuando querían el propio Artur Mas, Oriol Pujol, Jordi Pujol y numerosos cargos de la entonces opositora Convergencia i Unió.

Allí empezó a velar sus armas mediáticas Albert Rivera. Pedrazzoli, que no dudaba poner en parrilla programas de tarot con Sandro Rey u otros de carácter erótico al lado de tertulias o la Santa Misa los domingos, decidió dar el salto a toda España, primero con el canal Metropolitan y luego en la cadena Intereconomía, propiedad de Julio Ariza.

Precisamente en Intereconomía Rivera se reencontraría con López Diéguez y algunos otros compañeros de mesa un tanto particulares como el ex miembro del PP Aleix Vidal Quadras, el general Monzón, el pseudohistoriador Pío Moa, o el hijo del falangista y escritor Rafael García Serrano, Eduardo. Todos ellos de ideología, evidentemente, ultraconservadora.

… y a la política nacional

En Intereconomía Rivera también estrecharía lazos con Miguel Durán, una persona clave en el ascenso a la política nacional de Ciudadanos. Y es que aunque Rivera intenta encarnar ahora la frescura y la renovación política, su partido nace de lo viejo. En las elecciones europeas de 2009 aceptó formar una candidatura conjunta junto a Libertas, con la preciada colaboración del multimillonario irlandés Declan Ganley, y en coalición con el Partido Socialdemócrata Español (PSDE) -la formación liderada por el tránsfuga Eduardo Tamayo, artífice del tamayazo-.

En declaraciones a ELPLURAL.COM, el fundador de Intereconomía Enrique de Diego, desveló cómo se fraguó el pacto entre Ciudadanos y Libertas, por qué ficharon a Miguel Durán para encabezar la candidatura, el papel que jugó el multimillonario Declan Ganley, las vías de financiación de las que supuestamente se sirvió Albert Rivera para promocionar su aventura electoral y el papel que presuntamente jugó el presidente de Intereconomía, Julio Ariza, en esta oscura operación que habría contado con el beneplácito del Partido Popular.

Según el relato de Enrique de Diego, el multimillonario Declan Ganley se propuso llevar al Parlamento Europeo a un grupo euroescéptico y con una postura clara a favor del derecho a la vida. En España, Julio Ariza consiguió ser el hombre de Ganley, obteniendo recursos (hasta 3 millones de euros según ‘El Mundo’) para financiar una aventura electoral que se forjó gracias a la ambición de Rivera.

Rivera dice que fue un error

El candidato de Ciudadanos reconoció el pasado 6 de diciembre a ELPLURAL.COM el que fue un “error” pactar con el partido ultraderechista Libertas en las elecciones europeas de 2009, aunque aseguró que Ciudadanos siempre se ha financiado legalmente: “Nosotros no tenemos donaciones ni de militares americanos, ni españoles ni austriacos. Ni de gobiernos venezolanos ni de nadie. Nosotros nos hemos financiado legalmente. Hemos puesto nuestras cuentas en el Tribunal de Cuentas y lo he dicho mil veces y lo diré 200.000 mil más si hace falta”.

D.A. | El Plural

Fuente: El Plural
El oscuro pasado que 'esconde' el candidato de Ciudadanos
  • Title : El oscuro pasado que 'esconde' el candidato de Ciudadanos
  • Posted by :
  • Date : 10.6.16
  • Labels :
  • Comenta con Blogger
  • Comenta con Facebook
Top