Los últimos días de Federico García Lorca

Los últimos días de Federico García Lorca
Hace 80 años asesinaban a Federico García Lorca. Se cumple un nuevo aniversario de la muerte del poeta español sin encontrar sus restos.

“De 38 años en 1936, soltero, escritor, hijo de Federico y María, natural de Fuente Vaqueros (Granada), que tuvo a último domicilio en esta capital, Callejones de Gracia, ‘Huerta San Vicente’”.

Así, con este párrafo, comienza un documento clave, con fecha 9 de julio de 1965, de la 3° Brigada Regional de Investigación Social de la Jefatura Superior de Policía de Granada. Este escrito fundamental —redactado en aquellos años ante el pedido de una escritora francesa—reveló el año pasado, por primera vez, la versión oficial del franquismo sobre el crimen de Lorca. En él se afirma que fue asesinado por “socialista”, “homosexual” y “masón”.

En el mencionado escrito de 1965 García Lorca aparece caracterizado como “socialista” por su vínculo con el entonces funcionario de la Segunda República, Fernando de los Ríos, y otros “jerifales de igual signo político”. Se lo define como “masón”, perteneciente a la logia “Alhambra” con el nombre simbólico de Homero. Y redactan que“estaba tildado de prácticas de homosexualidad, aberración que llegó a ser vox pópuli, pero lo cierto es que no hay antecedentes de ningún caso concreto en tal sentido”.

Según el escrito, cuando se produjo el golpe de Estado franquista el 18 de julio de 1936, el autor de “La casa de Bernarda Alba” y “Bodas de sangre” ya estaba en Granada. Había llegado días antes desde Madrid, la capital española, donde residía.

Hubo dos registros en su domicilio de Granada, por los que el poeta se refugió en la casa de sus amigos los Rosales Camacho, una tradicional familia falangista. Allí permaneció hasta su detención, que el documento data “entre finales de julio y principios de agosto”. Aquella es la única referencia concreta a la fecha sobre el asesinato de Federico García Lorca. No hay otra que precise el día de su fusilamiento. El texto, asimismo, deja entrever que uno de los miembros de la familia Rosales facilitó la entrada a las milicias y guardias de asalto, que habían tomado, acechándolo, las bocacalles y los tejados próximos.

“Una vez efectuada la detención —prosigue la denuncia— se condujo a García Lorca a los calabozos del Gobierno Civil. Se interesaron por él, y por su libertad, los hermanos Rosales Camacho y el Jefe Local y el Jefe de Milicias de Falange, además de personas cuyos nombres se han ocultado en el documento. Tras entrevistarse con el entonces Gobernador Civil de la provincia, no consiguieron la libertad del detenido pero ‘obtuvieron la impresión de que ya no corría peligro la vida’ de Federico García Lorca”.

Precisa el documento original que, a partir de ese momento, “los datos son muy confusos y sólo se ha podido precisar que dicho detenido fue sacado del Gobierno Civil por fuerzas dependientes del mismo y conducido en un coche al término de Viznar (Granada) y en las inmediaciones del lugar conocido por ‘Fuente Grande’, en unión de otro detenido cuyas circunstancias personales se desconocen, fue pasado por las armas después de haber confesado, según se tiene entendido”.

La expresión “pasado por armas” es un eufemismo para referir al fusilamiento. García Lorca fue “enterrado en aquel paraje, muy a flor de tierra, en un barranco situado a unos dos kilómetros a la derecha de dicha ‘Fuente Grande’, en un lugar que se hace muy difícil de localizar”. A 80 años de su crimen, continúa el misterio y las investigaciones sobre el paradero de su cuerpo. Se calcula que hay 130.000 cadáveres enterrados en fosas comunes por todo el país.

Fuente: Clarin

Los últimos días de Federico García Lorca
  • Comenta con Blogger
  • Comenta con Facebook
Top