Madrid será la tumba del fascismo (Mitin comunista 27/09/1936)

Madrid será la tumba del fascismo (Mitin comunista 27/09/1936)
Mitin comunista, domingo, 27 de septiembre de 1936

Organizado por el Comité provincial del partido comunista, se celebró en la mañana del domingo, en el Monumental Cinema un mitín antifascista. El local estuvo completamente atestado de público. En el escenario se había colocado la bandera del Radio provincial de Madrid del partido comunista, y en las barandillas de todos los pisos, banderas y carteles. 

Poco antes de comenzar los discursos entró en un palco Dolores Ibárruri, "Pasionaria". Al darse cuenta de su presencia, el público, puesto en pie, le hizo objeto de una importante ovación.

Unas palabras de Cabo Giorla

El presidente, Luis Cabo Gloria, dijo que no podía iniciar este acto sin dedicar un ardiente saludo a los milicianos y a las fuerzas leales, que en lucha armada en la sierra y otros frentes están impidiendo el triunfo del fascismo. 

"Hoy -dice-, en este mismo local y con vuestra asistencia, hemos organizado este acto, acto que podemos denominar el mitin de la defensa de Madrid, el mitín que va a hacer de nuestro Madrid, una fortaleza inexpugnable. Nuestro Madrid heroico y popular, nuestro Madrid de las grandes calles; nuestro Madrid del grandioso Comillas; nuestro Madrid, el de octubre; nuestro Madrid, el del 16 de febrero, ha respondido de una manera ejemplar, ha respondido de una manera magnífica, al grito de "No pasarán". Nuestro Madrid de la epopeya del Campamento, nuestro Madrid de la toma del cuartel de la Montaña, el Madrid de la heroica lucha de nuestros milicianos madrileños de la sierra y de Talavera, hace a nuestro partido querer mucho a Madrid y lucha por hacer que Madrid sea la tumba del fascismo. Estamos en situación grave. Lo van a decir otros camaradas. Sólo queremos decir en este mitín que deseamos que Madrid siga siendo la cuna, el centro del movimiento antifascista; el Madrid de las artes y del trabajo; el Madrid de la alegría y de la lucha, y que Madrid no pueda llegar a cobijar a los fascistas. Por eso lucha nuestro partido con las demás fuerzas. Queremos hacer de Madrid una fortaleza inexpugnable". (Muchos aplausos).

Encarnación Sierra advierte a las mujeres cuál es su misión en los momentos actuales

Encarnación Sierra, del Comité provincial, comienza saludando al pueblo en nombre del Comité provincial del partido comunista y de la Agrupación de Mujeres Antifascistas. No podría pasar inadvertido recordar a las mujeres el nombre de una compañera caída: la gloriosa Lina Odena ha muerto. Lina Odena lucho hasta que no le quedaba ningún proyectil. Lina Odena, una mujer comunista, con un ideal glorioso, se quitó ella misma la vida con el último proyectil que le quedaba antes de entregarse a la reacción y al fascismo. Lina Odena, gloriosa mujer que figurará en los anales de la Historia. ¡Salud, Lina Odena!.

Es necesario que todos salgamos de aquí no con el alma llena de entusiasmo, sino con el alma llena de revolución. Con el espíritu dispuesto a seguir trabajando hasta el fin, con el espíritu del triunfo. Tenemos que prometernos a nosotros mismos y comprometernos a no descansar. ¡Camaradas, a la lucha! ¡Mujeres, al trabajo en la retaguardia! ¡Viva el pueblo en armas! ¡Viva España libre! (Enorme ovación)

Isidro Diéguez del Comité provincial

Habla después Isidoro Diéguez, del Comité provincial, y dice que es Madrid uno de los lugares donde esta lucha del pueblo armado tiene una mayor significación. Es Madrid que supo aplastar rápidamente la sublevación fascista. Es el Madrid que supimos conquistar en un espacio de horas de las garras del fascismo. Este Madrid del cuartel de la Montaña. Este Madrid son los trabajadores, somos los antifascistas de Madrid, que en el trascurso de poco tiempo supieron hacer conquistas con las armas en la mano y completamente, como las de Getafe y Alcalá, donde el enemigo pretendía hacerse fuerte. Es Madrid, con sus alrededores y la Sierra de Guadarrama, Peguerinos, Somosierra, todos los lugares donde se escriben diariamente páginas gloriosas con sangre de héroes y trabajadores antifascistas. Pero no sólo se ha derrochado valor y heroísmo. Esto, que en los primeros momentos fue un factor decisivo, no hubiera bastado después si al valor y al heroísmo de nuestros milicianos, de las fuerzas leales, de todos los trabajadores que desde la retaguardia ayudan al combate en los frentes, no se hubiera sumado otra serie de factores que nos están dando victorias parciales y que nos darán la victoria definitiva.

Por esto, nuestro partido ha iniciado una campaña en defensa de Madrid, de ayuda al frente. Termina diciendo que los milicianos luchan no como el ejército antiguo, por defender los intereses de unos cuantos, sino por defender el interés común. Porque, como ha dicho "Pasionaria", "todo el pueblo debe "sentir la guerra". Sintiendo la guerra, venceremos, porque todos luchamos por las libertades democráticas y para que todo el pueblo tenga trabajo, paz, pan y cultura (grandes aplausos).

Francisco Antón, secretario del Comité provincial de Madrid

Francisco Antón, secretario general del Comité provincial de Madrid, empieza diciendo que todos lo mítines del partido comunista tienen caracteres distintos. Tenemos que vivir en la realidad. Es una necesidad que la propia guerra impone. Estamos ante una guerra seria. Ante una guerra civil como jamás se vio en España, ante una guerra en la cual ya no se pueden fijar determinadas posiciones, sino que en ella nos jugamos todo. Si ellos pierden, el fascismo habrá desaparecido en España. Si nosotros perdemos, tendremos que soportar las torturas y las iniquidades que ahora soportan nuestros hermanos de Alemania y Austria. Si vivimos en la realidad, si sabemos que es una guerra dura y tiene que desarrollarse con arreglo a un plan, no puede sorprendernos que el enemigo tenga un plan y que en él sea de una vital importancia el poner cerco a Madrid.

Si Madrid cayese en manos de los fascistas, tendríais que ver no ya estas concentraciones magníficas del pueblo entusiasmado; tendríais que ver por las calles esos batallones de fuerzas mercenarias que entrarían a saco en todas las casas de la ciudad. Vamos a hablar de las medidas que pueden ser, que son necesarias para que la defensa de Madrid sea efectiva.

Necesitamos hacer en los alrededores de Madrid una muralla inexpugnable. Es preciso que Madrid sea el nuevo Verdún de los españoles. Hay un hecho magnifico que somos gustosos de decirlo aquí. Y es que en Madrid ha quedado constituido definitivamente, de modo permanente, el Frente Popular, que agrupa a todas las fuerzas a populares que tienen representación en la actual composición del Gobierno. Todos se han comprometido ya en esta reunión constituida a preocuparse de la defensa de Madrid.

Al hablar de las fuerzas populares no quisiera dejar de hablar aquí de una organización que es orgullo de nuestro Madrid, que es orgullo de España, y que es también orgullo del antifascismo internacional. Es una magnifica demostración de la fuerza creadora del pueblo. Cuando todas las instituciones caducas se derrumban, cuando el Ejército dirigido por los generales monárquicos y los fascistas se desmorona, el pueblo tiene capacidad para poder crear un arma que es eficacísima. Todos habréis comprendido que hablo del quinto regimiento de las milicias populares, que ha sabido recoger millares y millares de milicianos que combaten en los frentes de la sierra este regimiento que ha sabido aglutinar las más amplias fuerzas populares que quieren luchar por la libertad.

Hay otro problema que yo quisiera tocar, aunque fuera muy brevemente. Está en primer lugar el problema del abastecimiento de Madrid. Nosotros no tenemos y vosotros no debéis tener ninguna preocupación, de que a Madrid le falten los alimentos útiles para su subsistencia. Hay que preocuparse también de otro problema: el de limpiar la retaguardia. (Ovación) 

Todos sabemos que al enemigo no se le aniquila fácilmente. Cuando el dominaba, cuando nos perseguía a nosotros, encontrábamos cualquier rincón o escondrijo para nuestras actividades, donde seguíamos viviendo, y pudimos preparar esta situación de tener a Madrid en nuestras manos. El enemigo se defiende de nosotros, tiene sus ramificaciones. Podrán haber caído muchas grandes figuras, pero tiene muchos auxiliares y cuenta, además con la aportación de aquellas fuerzas reaccionarias o semifascistas. Estos son lo que a lo mejor, van a las "colas" para provocar la desmoralización entre las mujeres. Son los que utilizan radios clandestinas, preparan intentos de asalto o, en fin, están esperando que haya una situación más favorable para, dentro del propio Madrid, provocar desórdenes y asaltos. Hay que buscarlos con ansiedad. Es una misión del pueblo madrileño. Que cada ciudadano antifascista vigile a aquel que pueda constituir una sospecha por ser de determinada tendencia, por sus debilidades o sus conversaciones. Que no lo deje ni un minuto para que no haya un solo fascista que pueda... (Los aplausos impiden oír el final de la frase).

Que se haya podido permitir que nos hayamos incautado de muchos locales y repartido muchas guardias para guardarlos. Pero esto está ya un poco lejano. hay ya la convicción plena de que el enemigo no se atreve a entrar en un local incautado por las organizaciones obreras o antifascistas. Y hay que hacer desaparecer aquellas guardias que no rinden una verdadera utilidad. Hay necesidad de fusiles y de hombres jóvenes y pechos fuertes. Entonces, en esos locales bastará poner un cartel que diga: "Está incautado por el partido tal o la organización cual", y esos milicianos que prestaban guardia en él deben ir al cuartel o al frente a defender nuestras libertades (Ovación)

Ya en una ocasión habéis sabido responder. Cuando nuestro camarada José Díaz señalaba la salida de la situación en España bajo la consigna del Frente Popular. visteis también como entonces os dijimos lo justo y lo necesario. Y ahora os decimos lo justo y lo necesario. Nosotros, que hace mucho tiempo que estamos perfectamente fundidos con vosotros, que sólo queremos vuestro bienestar, que nuestro Madrid sea ejemplo y orgullo del mundo, os invitamos a esta lucha, a esta colaboración, para poder, dentro de muy poco, decir no ya la consigna "No pasarán", sino decir "Vencimos". (Una enorme ovación acoge las últimas palabras del orador).

Habla Antonio Mije

Por último, hace uso de la palabra Antonio Mije, miembro del Comité central y del "buró" político del partido. "Quiero halar, en primer lugar, de la actividad concreta del Gobierno actual, y quiero hablar porque nosotros, partido comunista de España, hoy somos parte integrante del Gobierno. Hoy hablamos bajo el peso de una enorme responsabilidad histórica". 

"En el orden internacional, donde los fascistas desarrollan una actividad extraordinaria para presentar a España como un país caótico, donde existe un desorden extraordinario, donde no se puede vivir, nosotros también elevamos nuestra voz para dar la sensación al mundo de que somos el orden, la garantía de la paz y que, en realidad, tenemos derecho al respeto del mundo entero. No ellos. No los fascistas o los generales facciosos. Ellos no tienen derecho al respeto del mundo, porque se han levantado en armas en España contra el pueblo para someterlo a la más bárbara explotación, para llevar a España a unos cuatro o cinco siglos de retroceso. Y como España no quiere vivir esa vida, porque tiene la experiencia de Alemania, de Austria y de Italia, España, con las armas en la mano, mientras quede un español antifascista..." (Grandes aplausos impiden oír el final de esta frase).

Se refiere a la unidad en el mando, y dice que esta idea ha sido aceptada, porque siempre el partido comunista ha sido uno de los mejores defensores de la unidad de la clase obrera. Los comunistas han sido los más generosos defensores de la unidad sindical, y propugnamos que mañana o pasado, lo más pronto posible, no haya seis letras indicadoras, sino solamente tres letras para indicar que hay una sola central sindical en España. (Aplausos)

Nosotros estamos y estaremos de acuerdo con la ayuda, con todo el que luche contra los militares fascistas. Y este ejemplo es el partido nacionalista vasco, partiendo de principios eminentemente cristianos, pero antifascistas en este lucha, y nosotros no tenemos inconveniente en que Hernández y Uribe se den codo con codo con el ministro del partido nacionalista vasco. (Gran ovación).

Habla también de la situación militar. Vivimos en pleno período de guerra civil, y el problema de la guerra debe ocupar, y ocupa preferentemente, nuestra atención en estos momentos. ¿Cuáles son las características principales de la situación, de la guerra civil en el frente? Yo podría decir: Hoy tenemos una situación en la cual el enemigo está a la ofensiva y ataca en diversos lugares. Está a la ofensiva y ataca, porque el enemigo tiene prisa, porque el enemigo quiere ganar tiempo. Por ejemplo: nosotros tenemos que examinar muy concretamente algunos frentes en particular. Hoy, el Gobierno, las fuerzas que luchan a su lado, están atacando y dominan en todos los sectores del Norte, muy principalmente en Asturias. Están atacando y dominan en los sectores de Aragón. Están atacando y dominan en los sectores de Córdoba, Granada y Málaga. Cerca, sin embargo, el enemigo ataca fuertemente en todos los sectores de Extremadura y en todo el sector de Talavera. ¿Cúal es la orientación principal del enemigo? No penséis que es por casualidad, que obedece a un simple hecho coincidente el que el enemigo ataque por el sector de Talavera. Se debe a que el enemigo, después de dos meses y pico de lucha en la sierra, ha comprendido que por la sierra no podrá nunca tomar Madrid. Ha comprendido que ya, durante la guerra de la Independencia, la sierra no pudo ser desbordada, y por eso concentra sus mejores elementos de guerra, sus mejores hombres, en el sector de Talavera, para por ahí atacar a fondo y presionar sobre Madrid. 

Por eso, en esta reunión magnífica, nosotros planteamos con tanta fuerza el problema de Madrid, y lo planteamos porque Madrid es el centro de la contraofensiva; porque Madrid ha de ser el punto cardinal desde el cual salga una ofensiva vigorosa y arrolladora contra el enemigo. 

Porque vencer al enemigo no es una tarea sencilla. Todos sabéis ya la ayuda que recibe del fascismo internacional, la ayuda que recibe más concretamente de Alemania y de Italia.

Al plantear el problema de la defensa de Madrid no quiero dar un tono pesimista a mis palabras, no quiero echar gotas de dolor a la situación. Únicamente queremos poner en movimiento todas las iniciativas del pueblo, poner en tensión todas las energías, porque, indiscutiblemente, haciéndolo así, tenemos la absoluta seguridad de que Madrid no será conquistado y será el punto de partida para vencer definitivamente al fascismo español. 

Después de hacer un nuevo elogio del pueblo soviético y de recoger la alusión de Francisco Antón de que Madrid debe ser un nuevo Verdún español, el orador dice que Madrid no debe esperar un día más, ni un minuto y debe comenzar a organizar su defensa con toda intensidad. Dice que, además de la red de fortificaciones y trincheras en torno a Madrid, debe establecerse la defensa interior, para luchar con el enemigo oculto o emboscado, que espera un momento propicio para resurgir. Como los demás oradores, Mije, al terminar su discurso, es frenéticamente ovacionado. 

El presidente del mitin, Cabo Giorla, lee diversos telegramas de organizaciones de provincias adhieriéndose al acto y otro de Leningrado dirigido a Dolores Ibárruri expresando su admiración a las mujeres españolas y alentando al pueblo a continuar la lucha contra el fascismo.

Termina el acto con vivas al partido comunista, a la lucha del pueblo y al Madrid heroico y popular, y cantándose "La Internacional" por el público puesto en pie.

Publicado en ABC, martes 29 septiembre de 1936

POR LA SENDA DE LA INICIATIVA PARTICULAR LLEGAREMOS AL HEROÍSMO DE UNO, PERO A LA DERROTA DE TODOS.

Madrid será la tumba del fascismo (Mitin comunista 27/09/1936)
  • Title : Madrid será la tumba del fascismo (Mitin comunista 27/09/1936)
  • Posted by :
  • Date : 27.9.16
  • Labels :
  • Comenta con Blogger
  • Comenta con Facebook
Top