Consejo sumarísimo a la ética

Consejo sumarísimo a la ética
Pocas horas fueron las que necesitaron los barones del PSOE para nombrar a los miembros de una Gestora, un órgano provisional destinado a dirigir los asuntos domésticos del partido en tanto se elige a un nuevo Secretario General y a la correspondiente Comisión Ejecutiva. Se hizo rápido y eficazmente, si por eficaz entendemos que todos sus miembros son militantes dispuestos a ejecutar sin rechistar las directrices que emanen del mismo grupo que organizó y dirigió el acoso y derribo a Pedro Sánchez. Meros hombres de paja, anónimos representantes de nadie capitaneados por Javier Fernández, a la sazón presidente de Asturias gracias a los votos de Izquierda Unida, si, de esa izquierda a la que el PSOE demoniza e intenta excluir del escenario político, esa izquierda a la que Susana Diaz traicionó para no cumplir los compromisos que le llevaron a la investidura. Un apoyo del que ya se aprovechó Fernández en las anticipadas de 2012, apoyo al que entonces también se sumó UPyD. Cosas del PSOE, líder mundial en equidistancia y accidentalidad políticas.

Ahora, que la entrega del poder politico y ejecutivo al Partido Popular está consumada, la Gestora ajusta cuentas con aquellos diputados socialistas que prefirieron tomar partido por la ética y el compromiso con su honradez política, con sus electores. Tal y como sucedía en los miles y miles de Consejos de Guerra Sumarísimos que los franquistas abrieron contra la defensores de la República, en los que la sentencia estaba decidida de antemano, los diputados del PSOE que han votado NO al Partido Popular serán "debidamente" castigados. Tal y como sucedía en los Consejos franquistas, la conmutación de la pena de muerte por la de 30 años de prisión será considerada un acto de magnánima clemencia. Así, los diputados del NO serán apartados de sus cargos en el Congreso y haciendo gala de una hipócrita benevolencia se les permitirá seguir en el grupo socialista del Congreso, no está el panorama para perder más diputados. No obstante Javier Lamban, el presidente de Aragón, que gobierna gracias a Izquierda Unida, Podemos y Xunta Aragonesista clama por que los del NO entreguen su acta de diputado. Cosas del PSOE.

A los republicanos que cayeron en manos de los franquistas se les depuró sin ninguna contemplación. Su único "delito" era haber permanecidos fieles a la República, al Gobierno legítimo, defender sus ideas a cualquier precio, algo similar al "crimen" cometido por los diputados socialistas del NO, la depuración ya ha comenzado.

Leo en la prensa que el PSOE, sus barones abstencionistas, ha decidido castigar a los diputados que fueron files a si mismos y a la esencia fundacional del partido. No habrá solo multas, Margarita Robles será cesada como presidenta de la Comisión de Justicia del Congreso, Zaida Cantera perderá la portavocía de Defensa, Meritxell Batet quedará fuera de la dirección del grupo parlamentario socialista, Susana Sumelzo queda fuera de la coordinadora en Aragón, al resto se le aplicarán similares condenas, al PSC se le pedirá la rendición. En definitiva presiones y mobbing" para que entreguen sus actas de diputados al partido. De lo que van ha hacer con Sánchez mejor ni hablar. Todavía no se han escuchado las alegaciones de los expedientados, pero al parecer las sentencias ya están dictadas, igual que en los Consejos de Guerra franquistas.

Está claro que Susana Diaz y los suyos no tienen ni idea de coser. También esta claro que al PSOE no le basta con zurcidos. Como poco, al igual que se hacia hasta bien entrados los 60', hay que darle la vuelta al abrigo..... y si se puede cambiarlo por uno de nuevo paño, más acorde con las modas que corren.

De la fecha del Congreso ni hablamos.

Benito Sacaluga

Consejo sumarísimo a la ética
  • Comenta con Blogger
  • Comenta con Facebook
Top