In Memoriam: Alejandra Soler, la maestra republicana

In Memoriam: Alejandra Soler, la maestra republicana
Con apenas 21 años Alejandra Soler ya era miembro del Comité Provincial del PCE en Valencia, no ha desfallecido ni un instante en todas las luchas del último siglo. Alejandra defendió la República, fue miembro de Mujeres Antifascistas, luchó durante la Guerra Civil y pasó la II Guerra Mundial, donde estuvo en la batalla de Stalingrado. 






Recientemente, la maestra republicana Alejandra Soler falleció a la edad de 103 años en València. Fue una de las primeras mujeres universitarias de España y pionera del asociacionismo estudiantil durante la II República, comunista convencida y esposa de Arnaldo Azzatti, hijo del periodista Félix Azzatti, quien dirigió «El Pueblo» tras la marcha de Blasco Ibáñez. Vivió 32 años en el exilio en Moscú junto a su marido.


La Generalitat le otorgó su Alta Distinción en 2016 y fue nombrada hija predilecta de la ciudad de València por ser una de las primeras mujeres licenciadas de la ciudad y «una incansable luchadora por la escuela pública y la igualdad».

Alejandra Soler Gilabert (Valencia, 1913) fue una de las primeras representantes de la historia del atletismo valenciano. Sus marcas constituyen los primeros registros de la historia de los récords femeninos. 

Estudió en la Institución de la Enseñanza para la Mujer e hizo el Bachillerato en el Instituto Lluís Vives, vinculándose a la Federación Universitaria Escolar (FUE), movimiento de estudiantes que luchaba por una enseñanza más moderna y que participó en las revueltas de estudiantes durante la dictadura de Primo de Rivera.

En 1934 se afilió al Partido Comunista de España y un año después se licenció en Filosofía y Letras, siendo una de las primeras mujeres que se licenció en la universidad española. Fue una luchadora y defensora de la escuela pública y de la igualdad, y del acceso universal a la educación, con un largo historial de trabajo en las escuelas rurales. 

En el año 1939 cruzó la frontera a Francia, donde fue internada en un campo de refugiados del que logró escapar junto a su marido, Arnoldo Azzatti, hasta la Unión Soviética. En Moscú fue maestra de niños españoles acogidos por la Unión Soviética y durante la Segunda Guerra Mundial sufrió la Batalla de Stalingrado. 

Ya en 1958 fue designada jefa de la Cátedra de Lenguas Romances de la Escuela Superior de Diplomacia en Moscú, cargo que desarrolló hasta que se jubiló en 1971. Tras 32 años de exilio pudo regresar a València, a su barrio del Carmen.

Reconocimientos

Figura entrañable, la maestra republicana se convirtió el pasado 9 de octubre en la primera mujer en recibir la Alta Distinción de la Generalitat Valenciana y protagonizó los momentos más emotivos de la ceremonia institucional del Dia de la Comunitat Valenciana.

Aquella jornada, las palabras y espontaneidad de la que fue pionera en el deporte y la universidad española arrancaron una ovación, e incluso alguna lágrima, entre los presentes, a los que invitó a hacer "un mundo mejor".

En reconocimiento a su labor, Soler fue nombrada además en 2015 Hija Predilecta de la ciudad de València. Con motivo de esa distinción, el alcalde de València, Joan Ribó, puso en valor que Soler había dedicado buena parte de su vida "a luchar por la libertad, por la igualdad y por el avance de los derechos humanos".

"Está ejemplarmente comprometida en la defensa de los derechos de la mujer, y ya lo fue en unos tiempos mucho más alejados de la igualdad de género, cuando había que luchar diariamente por el reconocimiento de la contribución de las mujeres al desarrollo económico social y cultural de los pueblos. Una lucha que, por cierto, todavía hoy tenemos que hacer cotidiana", dijo entonces el alcalde de València.

Que la tierra te sea leve, camarada.

In Memoriam: Alejandra Soler, la maestra republicana
  • Title : In Memoriam: Alejandra Soler, la maestra republicana
  • Posted by :
  • Date : 11.3.17
  • Labels :
  • Comenta con Blogger
  • Comenta con Facebook
Top