Covid-19 · Actualidad · Internacional · República · Opinión · América Latina · Ciencia · Cultura · Derechos Humanos · Feminismo · Entrevistas


¿Quiénes fueron Las Trece Rosas?

Las Trece Rosas

Tal día como hoy, 5 de agosto de 1939, se cumplen 82 años del asesinato de «Las Trece Rosas», colectivo de mujeres integrantes de las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU) y del partido comunista.

Entre el 1 de mayo y el 6 de junio de 1939 varias mujeres fueron detenidas y encarceladas en la Prisión de las Ventas, acusadas de un delito de rebelión contra el régimen.

Cuatro meses después de terminar la Guerra Civil; el régimen franquista continuó asesinando mediante juicios sumarísimos a puerta cerrada que duraban apenas unas horas y donde los implicados, no podían defenderse.

En sentencia de 3 de agosto de 1939 las jóvenes fueron condenadas a muerte. Dos días después, en la madrugada del día 5 de agosto, «Las Trece Rosas» fueron conducidas en un camión hasta las tapias del cementerio donde fueron fusiladas.

Su recuerdo queda vivo en la memoria colectiva de todos los demócratas antifascistas, para que sus nombres no se borren de la historia:


Carmen Barrero Aguado

Tenía 20 años y era modista. Fue detenida el 16 de mayo de 1939. Trabajó desde los 12 años para ayudar a su madre que quedó viuda antes de que estallara la guerra. Era militante del PCE y utilizaba un nombre falso. Tras la guerra se convirtió en la responsable femenina del partido en Madrid.


Martina Barroso García

Tenía 24 años y era modista. Durante la guerra cosía ropa para soldados en uno de los talleres de la Unión de Muchachas. Era militante de las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU).

Blanca Brisac Vázquez

Tenía 29 años. Era la mayor de las jóvenes asesinadas. Trabajó como pianista y después de casarse trabajó como modista. Tenía un hijo. Pertenecía al Comité Provincial del PCE.

Luisa Rodríguez de la Fuente

Tenía 18 años y era sastra. En 1937 se afilió a las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU) aunque no ocupó ningún cargo destacado. Al finalizar la guerra le propusieron crear un grupo que tenía que dirigir, aunque cuando fue detenida todavía no se había organizarlo.

Elena Gil Olaya

Tenía 20 años. Pertenecía a las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU). Cuando finalizó la guerra trabajó en el grupo de Chamartín.

Pilar Bueno Ibáñez

Tenía 27 años y era modista. Fue detenida el 16 de mayo de 1939. Estaba afiliada al PCE. Trabajó como voluntaria en las casas cuna, donde se atendía a huérfanos. Fue secretaria de la organización de Radio Norte y se encargó de la reorganización del PCE en ocho sectores de Madrid.

Julia Conesa Conesa

Tenía 20 años y era modista. Nació en Asturias y vivía en Madrid con su madre. En 1937 se afilió a las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU). En mayo de 1939 fue denunciada por un compañero de su novio y la detuvieron cuando cosía en su casa. Al alba del 5 de agosto de 1939, horas antes de ser fusilada, escribió: «Que mi nombre no se borre en la historia», en una carta de despedida a su familia.

Adelina García Casillas

Tenía 19 años. Militaba en las JSU y era hija de un guardia civil. Le mandaron una carta para hacerle un interrogatorio rutinario y accedió de manera voluntaria. Ingresó en prisión el 18 de mayo de 1939. Nunca más regresó a casa.

Virtudes González García

Tenía 18 años y era modista. En 1936 se afilió a las JSU. Fue detenida el 16 de mayo de 1939 tras una denuncia de un compañero suyo bajo tortura.

Ana López Gallego

Tenía 21 años. Era modista y trabajó como locutora de radio durante la Guerra. Militaba en las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU). Su pareja también era comunista y le propuso ir a Francia, pero Ana decidió quedarse en Madrid con su familia. Finalmente fue detenida y fusilada. Se cuenta que no murió en la primera descarga y que preguntó: «¿Es que a mí no me matan?».

Joaquina López Laffite

Tenía 23 años. Fue detenida en su casa el 18 de abril de 1939. Militaba en las JSU donde ocupaba el cargo de secretaria femenina del Comité Provincial clandestino. Fue delatada por un compañero.

Victoria Muñoz García

Tenía 18 años. Se afilió a la edad de 15 años en las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU). Su hermano era Gregorio Muñoz, responsable militar del Sector de Chamartín de la Rosa. Entró en la cárcel de Las Ventas el 6 de junio de 1939.

Dionisia Manzanero Salas

Tenía 20 años y era modista. Se afilió al Partido Comunista en abril de 1938 después de que un obús matara a su hermana y a unos chicos que jugaban en un descampado. Al finalizar la guerra se convirtió en el enlace entre los dirigentes comunistas en Madrid. Fue detenida el 16 de mayo de 1939.

Publicar un comentario