Otra burla real

El Jefe del Estado nombrado por el Dictador Franco al que le juró que nos seguiría j… con sus leyes se ha burlado una vez más de nosotros, sus súbditos, porque hemos vivido bajo su dictadura monárquica, cuando con el achaque de los negocietes de su yerno y su hija dijo en televisión “todos somos iguales ante la ley”. ¿Habrá a estas alturas alguien tan imbécil en España como para que siga creyendo esto?

Conforme con esta burla acaba de añadir otra después de que la mayoría de los magistrados del TS - no son los mismos que los que dijeron que era legal la doctrina Parot, que luego les tumbó el Tribunal de Justifica de la Unión Europea - porque esos eran de la sala de lo penal, pero sí que han demostrado tener similar competencia al aceptar el recurso del rey don Juan Calos respecto de la demanda de paternidad presentada por la ciudadana belga Ingrid Jeanne Sartiau. 

La presentación de la demanda por parte del rey don Juan Carlos solo se entiende si supone que es el padre de la criatura. No siéndolo al someterse a la prueba quedaría demostrado que no era el padre y luego podría haber presentado una reclamación por difamación. Y si supone que es el padre de la criatura resulta claramente indecente negarse a reconocer su paternidad y a asumir sus responsabilidades con su hija. 

Pero ética, o falta de ética aparte, que cada uno suele tener la que le han enseñado, lo que es indecente es que nos venta ahora con el cuento de que la Casa del Rey ha reafirmado su "respeto a la independencia del poder judicial" tras conocer el rechazo de la demanda de paternidad. Y el que esa reacción haya sido la misma que mantuvo el portavoz de la institución cuando el pasado 14 de enero se produjo la admisión a trámite de esta demanda por parte de la Sala de lo Civil del Supremo es igual. La única actitud decente es la de admitir la prueba no la de negarse a una prueba que “demuestra” que la demanda es más que justificada y que por eso se recurre para evitar someterse a la prueba

Que las alegaciones de don Juan Carlos y las del fiscal coincidan es asunto al que ya nos tiene acostumbrados el Sr. Horrach pero no por ello deja de producirnos igual indignación. Decir que la demanda de la ciudadana belga no estaba respaldada por suficientes elementos de prueba es lo menos que cabe decir aunque no sea verdad. Teniendo la posibilidad de una verificación experimental ¿Cuál es el problema que se derivaría de verificarlo? ¿Quizá el que en estos momentos los conocimientos científicos pueden establecer con un certeza infinita que tu padre es tu padre o no?

La declaración notarial de su madre, Liliane Sartiau, donde constaban que tuvo relaciones con un hombre español en el año 1965, en la Costa del Sol, fruto de las cuales habría nacido ella merecían mejor aprecio porque el dato no era así de vago.Tampoco había ningún problema en admitir la otra presentada por Albert Solá, quien también asegura que es su hijo.

La noticia que leo añade, ¿será para pretender justificar la injustificable? que el demandado es aforado ante el Supremo desde el pasado mes de julio, tras su abdicación. Entonces el Parlamento, violando el art. 14,CE78 que dice que todos somos iguales ante la ley - cosa que hasta los más tontos sabe que es una de las muchas mentiras que navegan por la franquista CE78- aprobó la reforma legal para incluirle en el grupo de miembros de la Familia Real que sólo pueden ser juzgados por este tribunal.

Éste es un argumento más para acabar con esta dictadura de modo civilizado en las urnas. De Vd. depende el conseguirlo. Si le da su voto a alguno de los partidos corruptos les apoyará la dictadura monárquica y la desigualdad ante la ley. 

Si prueba con los nuevos se dará Vd. a sí mismo una opción de que se acabe en poco tiempo y sea Vd. igual ante la ley por primera vez en su vida. ¿No cree que vale la pena?

Alfonso J. Vázquez



Otra burla real
  • Comenta con Blogger
  • Comenta con Facebook

Publicar un comentario

Top