Los Stroopwafels

Los Stroopwafels (también comercializados bajo las denominaciones wafer de caramelo y galletas waffle de sirope) son una especie de galletas originarios de los Países Bajos, elaborados con dos especies de waffles redondos que tienen entre ellas un relleno de caramelo. Similar a un sándwich en el que el relleno hace de pegamento. A veces tienen otros sabores como nueces. El diámetro de los wafles es de 8 centímetros aproximadamente. Los "Stroopwafels" pueden parecer excesivamente dulces para algunas personas.

Los waffles de sirope se inventaron en la ciudad de Gouda en 1784. Según cuenta la leyenda, un panadero en Gouda hizo una galleta con todos los sobrantes de las migajas y especias para luego rellenarla con jarabe de caramelo. De esta forma el waffle de caramelo comenzó como un dulce de los pobres y, finalmente, se convirtió en el más popular acompañamiento del té o del café en Holanda.

De forma tradicional en Holanda se sirve con una taza de té, café o cacao. En algunos lugares se suele poner el waffle tapando la boca de la taza para que los vapores calientes de la bebida la ablanden y pueda ser ingerida con una textura más blanda. Es tan popular que puede encontrarse casi como un elemento de souvenir en muchos lugares de Ámsterdam, así como en el aeropuerto de Schiphol y naturalmente en cualquier supermercado holandés. 

Se suele comercializar en paquetes plastificados que pueden contener entre 10 a 12 wafles. Los holandeses prefieren comprar los Stroopwafel en los mercados callejeros por ser más "frescos" que las versiones ofrecidas en tiendas y supermercados. Es posible encontrar los wafles en trozos envueltos en bolsas de plástico en lo que se denomina "stroopwafelstukjes" (pedazos de wafles) o koekkruimels (migas de galleta).

En España, puedes conseguirlos en tiendas especializadas o por internet en la tienda de productos holandeses www.appiehein.com

Los Stroopwafels
  • Comenta con Blogger
  • Comenta con Facebook

Publicar un comentario

Top